EL ÚLTIMO APORTE DE ABONO NITROGENADO EN TRIGOS DE FUERZA

Con las nuevas variedades de trigos de fuerza es posible obtener grandes cosechas. La alimentación nitrogenada tiene un gran peso para obtener un doble objetivo: calidad y cantidad.

Con las nuevas variedades de trigos de fuerza es posible obtener grandes cosechas, tanto desde el punto de vista de la cantidad como de la calidad. No obstante, sabemos que, para obtener este doble objetivo y, por tanto, la máxima rentabilidad de estas variedades, es crítico hacer un adecuado manejo del cultivo y, muy concretamente, de la alimentación nitrogenada

La fuerza panadera es una característica tecnológica determinada por las proteínas del trigo, por su calidad y por su cantidad. Para que una partida de trigo sea considerada de fuerza no es suficiente con que sea de una variedad de fuerza (calidad de las proteínas), sino que también es necesario que tenga un contenido elevado de proteína, normalmente superior al 14%. 

Las variedades de trigo de fuerza tienen la habilidad de acumular mayor contenido de proteína en el grano que otras variedades, pero para poder hacerlo necesitan extraer una mayor cantidad de nitrógeno del suelo, ya que este elemento es esencial y limitante para su formación.

Cómo realizar el abonado nitrogenado de los trigos de Fuerza

Lo primero es determinar la cantidad total de nitrógeno mineral a aportar:

  • Tener en cuenta que las extracciones serán de 40 Unidades Fertilizantes de Nitrógeno (UFN) por tonelada de cosecha a obtener, es decir, 10 UFN más por tonelada que otros trigos.
  • Deducir las aportaciones de la materia orgánica del suelo, de los estiércoles y purines aportados, y de la descomposición de residuos de cultivos anteriores.
  • Aumentar en caso de sospechar que se hayan producido pérdidas por lavado.

Puedes ver la aplicación del método del balance en nuestro Apunte Técnico: 

“La importancia del abonado en el trigo”

También es importante determinar el momento de aplicación, de forma que el nitrógeno este disponible en cantidad suficiente, en el momento adecuado.

Para ello es importante tener en cuenta la curva de absorción de nitrógeno por parte del cultivo:

Ver el fraccionamiento del abonado Nitrogenado en el Apunte Técnio: 

“La importancia del abonado en el trigo”

La última aportación de cobertera es especialmente importante a la hora de realizar posibles ajustes de las cantidades a aportar, en función de los acontecimientos reales a lo largo del ciclo, así como para optimizar el contenido en proteínas del grano.

La experiencia nos ha demostrado que una última aportación de nitrógeno, de entre 30 y 50 UFN/Ha, aplicada entre aparición de la hoja bandera y el espigado, normalmente tiene como resultado el incremento del contenido en proteína, y no solo esto, si no que en general promoverá unas proteínas mas equilibradas desde el punto de vista tecnológico.

En efecto, en condiciones de regadío, nuestra experiencia ha demostrado que este aporte tardío de nitrógeno incrementa el contenido en proteína entre 0,5% y 1,0%, lo que ha implicado que la W aumente, de media, en torno a 50 puntos. Además, al alargarse el periodo de acumulación de proteínas, durante el proceso de llenado del grano, se acumulará mayor cantidad de proteínas extensibles, con lo que la relación P/L bajará, característica muy valorada por la industria harinera.

Cuestiones prácticas:

  • ¿Qué tipo de abonos emplear en esta última aplicación?

Es importante aplicar formas rápidamente asimilables, con predominio de nitrógeno en forma nítrica, mayor cuanto más tarde se realice la aplicación. Evitar las formas con mayor contenido de formas amoniacales y/o ureas.

  • Regar después de la aplicación del abono.

Para que el Nitrógeno este rápidamente disponible para la planta, es importante aplicarlo con fertirrigación o regar después de su aplicación.

  • ¿Hasta qué momento es efectivo el ultimo abonado de cobertera?

Hemos podido comprobar que, en regadío, con cultivo abonado por debajo de sus necesidades, un último aporte de Nitrógeno es eficaz para subir el contenido en proteína hasta justo después de la floración, comienzo de desarrollo del grano, a condición de hacerlo inmediatamente disponible.

Si tienes cualquier duda al respecto,

puedes ponerte en contacto con nosotros a través de este formulario:

¿Quieres recibir esta información de manera periódica?

Suscríbete a nuestra newsletter

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No hay comentarios